A 20 años del debut de Miguel Calero con los Tuzos del Pachuca

Un día como hoy, pero del año 2000, inició la leyenda de Miguel Calero con los Tuzos del Pachuca.

Aquella tarde de 30 de julio en el estadio Hidalgo, contra Toluca, el portero colombiano hizo su debut con la playera blanquiazul sin imaginar que se convertiría en una leyenda del club y del futbol mexicano.

Miguel Calero era conocido en Colombia como El Show gracias a los espectaculares lances que hacía en el arco, y llegó proveniente del Atlético Nacional. Años después de su llegada a la Bella Airosa, confesó que no quería venir a México pues estaba en gran momento en su país, pero decidió tomar el reto, sin tener en mente todo lo que lograría con los Tuzos.

Pero volvamos a su primer partido, hace 20 años, en el torneo Invierno 2000 del futbol mexicano.

Había expectativa por ver a este arquero, que sustituía al argentino Ignacio González, guardameta del primer título de los Tuzos en el Invierno 1999.

Esa tarde no fue la mejor para Calero. El primer gol lo recibió al minuto 24, en un tiro libre cobrado magistralmente por Víctor Ruiz que hizo inútil su lance.

Después cayó otro, al minuto 20, tras una volea del charrúa Carlos María Morales que se fue al fondo de las redes.

El tercero cayó al 52, obra de Manoel Ferreira, quien disparó desde afuera del área para vender al guardameta.

Pachuca dio el empate con goles de Alberto Rodríguez, Gabriel Caballero y autogol de Emilio Hassan, pero en el último minuto del encuentro, tras un error, Manuel Martínez hizo el 3-4 definitivo a favor de los Diablos Rojos.

Un mal sabor de boca le dejó aquel debut a Miguel Calero, que sin embargo mostró sus dotes que poco a poco lo hicieron ídolo en Pachuca.

“Estoy consciente de que en otro equipo hubiera ganado más dinero, pero el cariño y el respeto que me dan aquí en Pachuca no tiene precio. Desde el primer día hubo química con la gente y con el club, por eso decidí quedarme y fue un acierto, crecí junto con la Institución y juntos hemos logrados muchos éxitos”, indicó Calero en una entrevista a Mediotiempo hace 10 años, al cumplir su primera década como tuzo.

Y es que el Cóndor tuvo ofertas de numerosos equipos de México y el extranjero, pero prefirió quedarse en la Bella Airosa y convertirse en una leyenda.

Poco más de 11 años fueron los que en total defendió la camiseta de los Tuzos del Pachuca, retirándose el 22 de octubre de 2011 en un partido contra los Pumas de la UNAM en el estadio Hidalgo.

En ese tiempo, Miguel Calero conquistó cuatro títulos de primera división, cuatro copas de Campeones de la Concacaf, participando en tres mundiales de clubes, y una Copa Sudamericana, el logro más importante de un equipo mexicano en el futbol internacional.

El 25 de noviembre de 2012, Miguel Calero sufrió una embolia, y el 4 de diciembre perdió la vida, a los 41 años de edad, dejando su gran legado en letras de oro en Pachuca.

Han pasado 20 años de aquel momento en que todos recibían al Show Miguel Calero sin pensar en lo que se convertiría.

 

Alfonso Rivera