Durante el primer semestre de implementación en todo el país del número único de llamadas de emergencia 911, la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo (SSPH), a través del Centro de Control, Comando, Comunicaciones y Cómputo (C4), recibió un millón 16 mil 369 llamadas.

De acuerdo con Felipe Barranco Pérez, coordinador del servicio telefónico de emergencias 911, de las llamadas recibidas de enero a junio de 2017, un 10.45 por ciento fueron incidentes reales, lo que representa 106 mil 188.

De las llamadas mencionadas, 9 mil 882 fueron emergencias de tipo médico, 4 mil 138 de protección civil, 25 mil 49 relacionadas con incidentes de seguridad pública, y 67 mil 119 sobre servicios públicos.

Asimismo, Barranco Pérez expresó que 910 mil 208 llamadas fueron consideradas improcedentes, representando un 89.55 por ciento del total, entre las que se consideran llamadas no contestadas (740 mil 56) y llamadas de broma (145 mil 667).

Por lo anterior, la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo, que encabeza Mauricio Delmar Saavedra, reitera el llamado a la población en general para hacer uso responsable del número único de emergencias, ya que la realización de llamadas de broma o falsas distrae recursos materiales y humanos que podrían invertirse en incidentes reales que ocurren en el estado.

Asimismo, se recuerda que el 9-1-1 es un servicio gratuito que brinda ayuda a través de los 194 CALLEs (Centros de Atención de Llamadas de Emergencias) que existen en el país, entre estos el C4 Hidalgo, y que funcionan bajo reglas de coordinación, estandarización técnica y homologación operativa.

El número único de llamadas de emergencia 9-1-1 está a disposición de la ciudadanía los 365 días del año, las 24 horas del día, y por medio de éste se homologan todos los números de atención de emergencias médicas, de seguridad y protección civil a nivel federal, estatal y municipal.Recibe