Una unidad del servicio de transporte público de pasajeros transportaba contenedores de combustible, de los cuales no pudo acreditar su procedencia, por lo que fue asegurado por la Policía Estatal.

Esto ocurrió con una combi de la ruta Hospital General – Cubitos – Central, la cual fue interceptada por los elementos en la carretera Pachuca-Cd. Sahagún, a la altura de El Saucillo,

Así las autoridades han asegurado más de dos millones de litros de combustible, probablemente provenientes del llamado huachicoleo.