Por Daniel Suárez

Felipe de Jesús Ángeles Ramírez nació el 13 de junio de 1869, en Zacualtipán, Hidalgo, provenía de una familia que se dedicaba a la agricultura. Su padre, Felipe Ángeles Melo, fue un militar que alcanzó el grado de coronel en las guerras de México contra los ee.uu. en 1847 y contra Francia en 1862.

Con el tiempo, Felipe se enroló en el Colegio Militar a los 14 años, gracias a una beca del entonces presidente Porfirio Díaz por los servicios de su padre. Egresó en 1892, con el grado de Teniente de Ingenieros y fue profesor del mismo Colegio Militar, así como de la Escuela Nacional Preparatoria y de la Escuela de Tiro.

Francisco I. Madero lo nombró director del Colegio Militar en 1912 y le dio el grado de general poco antes de la Decena Trágica en el que fueron asesinados Madero y Pino Suárez.

Durante el gobierno de Victoriano Huerta, Felipe fue enviado a Francia en una especie de destierro político, pero regresó en octubre de 1913 para sumarse a las fuerzas constitucionalistas de Carranza y en 1914 fue nombrado comandante de artillería de la División del Norte bajo el mando de Villa. Participó como hombre de confianza de Villa en la Convención de Aguascalientes, en donde pactó la participación zapatista al proyecto a los que había combatido durante el gobierno de Madero.

Tras la ruptura de la Convención Felipe lideró las tropas villistas que entraron a la Ciudad de México el 2 de diciembre de 1914. Después, se retiró al noroeste a pelear con las fuerzas convencionalistas y llegó a ocupar la gubernatura de Coahuila.

Con el triunfo del carrancismo decidió escapar a los ee.uu., en donde se volvió activista político y crea la Alianza Liberal Mexicana. Se definió ideológicamente como un socialista evolutivo apegado a la Constitución de 1857 y al plan democrático maderista.

Felipe regresó al país en 1918 y planteó el Plan del Río Florido, con el propósito de atacar a Carranza, pero no logró concertar un ejército con Villa. Fue apresado en el Cerro de las Moras en Chihuahua en 1919 y se le trasladó a la capital del estado donde se le hizo un juicio sumario por el delito de rebelión. Finalmente fue fusilado el 26 de noviembre en un cuartel chihuahuense.